¿Quieres que te enviemos los artículos por correo? cast / cat / Más

11 de Noviembre 2013 ,

Un conjunto de decisiones muy cortoplacistas han acabado con Canal Nou. La primera fue la poca visión de los periodistas, pensando que su servidumbre al poder les haría invulnerables. Por desgracia, sólo sirvió para minar su credibilidad, y aún peor, que hoy día muchos se alegren de que haya cerrado la máquina propagandística del PPCV. Ya de nada sirven sus lloros, el mal está hecho.

Por otra parte, la decisión de recurrir un ERE de 1200 personas. Seguramente el ERE fue injusto; bueno, de hecho, la justicia lo consideró así. Por desgracia, cuando hay que escoger entre la sartén y las brasas, no siempre es fácil. En este caso, se produjo el peor de los dos males. Al ganar el juicio pensaron que iban a tumbar a Fabra, pero éste decidió cortar por lo sano. En la lucha de egos, siempre gana el poderoso, no lo olvidemos.

Quizá el modelo de televisiones autonómicas actual no sea viable. Cada territorio, mediante sus políticos, debe escoger qué hacer con su dinero. Los valencianos han escogido cerrar Canal 9. En Telemadrid le ven las orejas al lobo. Por otra parte, en Cataluña nadie se plantea cerrar la televisión pública, aunque sí está en un proceso de ERE. El resto, ya decidirán. Cuando cierra un canal de expresión cultural territorial, los uniformistas ganan, y la pluriculturalidad pierde. Al que piense que nos tenemos que regir únicamente por criterios económicos, que se plantee cerrar RTVE. Ah, ¿ésa no? ¿por qué? ¿porque la siente como propia? Pues lo mismo pasa con las televisiones autonómicas.

3 comentarios

  1. Lunes, 11 de Noviembre de 2013 a las 08:58 | #1

    Hola!

    Ayer, como todos los domingos, estuve escuchando el podcast, y ahora he leído como todas las mañanas la columna, y me gustaría dar mi visión del tema, como persona que vive en Alicante ciudad.

    Al menos, por lo que se ve por aquí, nadie se alegra de que cierre la RTVV. En mi propia familia hay de todo, desde gente de derechas hasta el mas rojeras que es un servidor, y nadie se alegra del cierre. Y por lo que veo también entre mis amigos, comentarios, manifestaciones… nadie se alegra.

    El problema de Canal 9 estaba en lo que ofrecía, y lo que ofrecía era mierda. Una información que la convertía en la RTPP, unos reporteros con enchufes increíbles (y lo se de primera mano) que algunos ni siquiera conocían el valenciano (de broma incluso a veces se le llamaba, o se le llama Canal Nuev), y una programación basada en tener por las mañanas a Barbara Rey, 20 años poniendo las mismas películas del oeste por la tarde, y por la noche nada con un mínimo de calidad.

    Sin embargo, a Canal 9 lo quieres como a ese hijo que sabes que va a ser un mierda toda su vida, pero que te daría pena que se muriese por una sobredosis. Y lo que ocurre ahora es que resulta que ese hijo ha demostrado que puede comportarse de buena manera si no se deja influenciar por otros, pero que a lo mejor ha sido tarde y ya no hay remedio.

    RTVV ha demostrado esta semana que puede llegar a unas cotas de calidad muy altas en cuanto a informativos, programas de debate, reportajes… todo lo que no han hecho, o no les han dejado hacer estos últimos años, y que le han llevado a la perdición. Y, probablemente influenciado por el morbo, pero ha llegado a cotas de audiencia que no veía en años.

    Nadie duda que la RTVV tiene que adelgazar; no se puede mantener esta compañía con mas trabajadores que Antena 3 y Telecinco juntas. Pero hay que hacer un ERE sin irregularidades, y desde luego, no dejar que porque en tu cuerpo haya una parte inservible, matarte.

  2. Victor ydx
    Lunes, 11 de Noviembre de 2013 a las 18:48 | #2

    Lo que pasa aquí, en Valencia, y ya no digo en la “sede” de RTVV es rocambolesco.
    Los que hasta hace un mes la tachaban de pésima, ahora se manifiestan a favor, los que no la han visto/oido nunca ahora descubren su valía.
    Yo la he escuchado (radio), de media al día, como cualquier otra emisora, no mas de una hora (gracias a no se que, mis medios de entretenimiento auditivos desde hace tiempo son los Podcasts) y de la TV no puedo opinar pues sinceramente no suelo ver ni ese canal ni ningún otro.
    A mí, la radio, dejará un vacio inimaginable, sinceramente, la tele, por lo anteriormente citado, no tanto.
    Nunca he entendido una TV autonómica que se gaste un dinero tremendo en programas de nochevieja fastuosos, o convirtiendo en bandera de “guay-ismo” programas como tómbola o parecidos.
    ¿Que diferncia puede haber entre un TV autonómica o privada, a nivel práctico? yo creo que ninguna, ambas estarán manipuladas por cabrones, bajo ese punto de vista, al menos, que no me cueste dinero.
    Otro tema es el de la lengua …. “nos quedaremos sin programación en Valenciano … nose que, nose que …”
    Si nos quedamos sin programación en nuestra lengua, es porque señores de entes privados autonómicos (entiendase, de mi Comunidad Autónoma Valenciana) no estan dispuestos a invertir en algo que saben (o piensan) no les va a repercutir favorablemente en sus bolsillos.
    Por otra parte y para finalizar, tanto C9 como Radio9, han sido incluso manipulados (desde el PP o quien sabe donde) para BOICOTEAR medios de comunicación 100% Valencianos que han tenido que cerrar antes que ellos.
    De verdad, no me importaría que existiese, pero centrandose en lo que debería ser un medio autonómico, algo que nunca ha sido.

  3. Josep
    Jueves, 14 de Noviembre de 2013 a las 09:45 | #3

    Os dejo entrevista con el presentador que dio la noticia en Nou24 del cierre:
    http://www.laveupv.com/noticia/5906/ferri-el-tancament-de-rtvv-ens-ha-unit-a-tots-els-del-pais-i-els-del-regne

  1. Sin trackbacks aún.
Comentarios cerrados.